supermercado

De una súper comida a comida de súper

¿Cuando vamos a comprar la comida para la semana, es muy fácil dirigirnos al súper porque ahí podemos encontrar mucho de lo que necesitamos para comer, pero aunque nadie lo diga todos los sabemos, el súper puede ser un mercado de antojos que, sin duda alguna, pueden alterar nuestra dieta habitual si no sabemos controlar nuestros antojos.

Es por esto que vamos hacer la lista de compras para el súper de la manera más adecuada ara evitarnos comprar lo que no necesitamos pero que se nos antoja y no sirve en nuestra dieta habitual y sana.

Comida de súper: comprendiendo la campaña de MKT de los supermercados
Como parte de la publicidad para supermercados, en la MKT y su estructura organizacional, tenemos, precisamente lo que se va a colocar en cada pasillo, siendo que los antojos van a ser las compras finales de nuestros clientes, es por ello que cuando te diriges a la caja, te encuentras comida de súper que se podría considerar chatarra.

Lo que solemos decir al final de nuestras compras del súper, ya formados en la cola de cobranza y rodeado de tanta comida chatarra, es: -¿A quién no se le antoja un chocolate? ¿o qué tal unas papaitas? Ya pasé por donde venden las sodas pero al final he encontrado un refri y me dije: -“¿Por qué no?”-

Debemos de saber que esta comida de súper chatarra resulta ser más ventas para el súper pero menos sano para ti, es por ello que una vez sabiendo cómo laboran los súper, aquí vas a aprender cómo evadir esos antojos y sólo apegarte a tu lista de comida sana para tu semana.

Ojo, no se requiere que te prives de tus antojos sino de que los controles.

Tu comida de súper en los pasillos del súper

Haz tu lista de comida de súper conforme a la comida sana que viene en tu lista. Los pasillos que debes de visitar en cuanto a comida es:

  • El pasillo de frutas y verdurascomida super
  • El pasillo de los embutidos
  • El pasillo de las carnes
  • El pasillo del pan (en este caso no es comprar donas de chocolate o pancito rico en grasa o por qué no un pastelito, no. Se trata de comprar un bolillo integral si es que la dieta lo implica)

Puedes evitar las últimas compras sabiendo que llevas todo lo que necesitas para tu dieta habitual, cerrando lo ojos o no volteando a ningún lado cuando ya estés en la caja para pagar, o mejor puedes tomar de esa comida de súper chatarra lo que más te guste, un chocolate, unas papas (tamaño chico), un dulce… De todo lo que hay ahí, nada más permítete agarrar una cosa, no más. Haciendo esto podrás estar satisfecha porque tienes lo que necesitas de tu dieta habitual y no te quedas con los antojos, ya que quedarte con los antojos, muchas veces te puede hacer caer en excesos.

Con esto puedes tener muy en claro el por qué es que los súper nos hacen esto y cómo podemos evitar ingerir toda la comida de súper que se nos antoja al final.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *